Entre música y mensajes de paz avanza la visita de la minga indígena  a la ciudad de Cali, hoy viernes 10 de diciembre. El equipo periodístico del canal 2 hace acompañamiento, para testimoniar esta marcha pacífica, a pesar de que la comunidad en general se encuentra alerta y ya hay policías en toda la ciudad.

El general Juan Carlos León aclaró que las unidades del Esmad permanecerán en puntos estratégicos y en sectores de Cali gravemente afectados durante el paro nacional, entre ellos el sector de Paso del Comercio, el CAM, la Gobernación del Valle, estaciones del MIO, además de Puerto Rellena y solo actuarán en caso de presentarse incidentes.

“Actuaremos como garantes de los Derechos Humanos y de la libre movilidad. Nuestra obligación es brindar seguridad a las comunidades indígenas y a la ciudadanía caleña. Para esto designamos 2671 hombres y mujeres de la Policía Metropolitana, que contarán con el apoyo de más de 760 unidades del Esmad”, afirmó el oficial.

Los líderes indígenas han solicitado que se garantice la seguridad en su llegada y durante los días en los que se adelante la protesta. A lo que el alcalde de Cali, Jorge Iván Ospina, respondió que los indígenas pueden desplazarse por el territorio de la capital del Valle del Cauca sin restricciones. Anunció un protocolo de seguridad para evitar desmanes como los ocurridos durante el paro nacional.

“Con respeto siempre y constituyendo un protocolo de llegada al territorio, la minga, como colombianos, puede transitar por cualquier parte del territorio. Es decir, que nosotros vamos a manejar un protocolo con el ministerio público, la secretaría de paz, los cascos azules, Personería, Defensoría del Pueblo y Personería”, señaló el mandatario.

Sin embargo, los congresistas vallecaucanos y uribistas como Gabriel Vallejo y Christian Garcés pidieron impedir el ingreso de los indígenas a la ciudad. El primero señaló que la última ocasión los indígenas tumbaron la estatua de Sebastián de Belalcázar y aseguró: “Alcalde, usted no puede dejar que la ciudad se nos la tomen nuevamente, necesitamos recuperar el orden y la autoridad, señaló.

Las violaciones a los derechos humanos que denuncia La Minga:

Según la consejera mayor del Consejo Regional Indígena del Cauca (CRIC), Carmen Gembuel, el reclutamiento se genera en un contexto en el que los jóvenes no tienen oportunidades para desarrollar sus proyectos de vida, ante la falta de tierras, oportunidades económicas y laborales.

Por esa razón se ven seducidos por los grupos armados que los engañan con ofertas de dinero y los reclutan en sus filas, para luego devolverlos muertos, como han tenido que recogerlos varias familias en las zonas más afectadas por la guerra. Además, las familias también terminan involucradas en los cultivos ilícitos como una de las pocas oportunidades para recibir recursos económicos.

Esa guerra también ha generado múltiples atentados en contra de los líderes indígenas en el Cauca, que en lo corrido del año superan los 81 asesinatos. Esas situaciones serán denunciadas en una movilización por varios municipios entre Cauca y Valle del Cauca, que espera llegar a Cali el 10 de diciembre, cuando se conmemora el Día de los Derechos Humanos.

“Se espera denunciar la afectación a la vida y a los derechos humanos, además, agregó que también se exigirá el cumplimiento de los acuerdos de paz, que se brinde las garantías para la pervivencia de los pueblos originarios, debido a que la actual realidad demuestra que las comunidades indígenas continúan en riesgo físico y cultural de desaparición”, señaló la consejera.

 

Manténgase al tanto de cómo avanza la visita de la minga indígena a través de nuestras transmisiones aquí:

https://www.facebook.com/canal2cali